Lugares visitados

18 de julio de 2010

(85) KENIA: VISITA A UN POBLADO MASAI:

Durante nuestro viaje a Kenia, en el verano de 1995, tuvimos la ocasión de visitar un manyatta o poblado de la etnia masai, ubicado en el Parque Nacional de Masai Mara, al sur de Kenia, en la zona fronteriza con las llanuras del Serengheti del norte de Tanzania.

Foto siguiente: preciosa niña masai, llamada Miriam, según nos dijeron en el poblado.

He recuperado algunas diapositivas de esta interesante visita a tan peculiar tribu, dedicada al pastoreo nómada en las extensas llanuras que comparten con los animales salvajes que las habitan.

Bonito ejemplar de leona descansando en las inmediaciones del poblado masai:

11 de julio de 2010

(84) ITÁLICA, CIUDAD ROMANA. UN PASEO POR LA HISTORIA:


El origen de la ciudad romana de Itálica (cuyos restos pueden ser visitados junto al municipio de Santiponce, muy cerca de la ciudad de Sevilla) se encuentra estrechamente vinculado a los últimos capítulos de la Segunda Guerra Púnica o Guerra de Aníbal.
Baste recordar que en el año 207 a.C. el general Publio Cornelio Escipión (apodado más tarde "El Africano") derrota al ejército cartaginés, al mando de Magón, en la batalla de Ilipa Magna (hoy Alcalá del Río, también en la provincia de Sevilla).
Tras la batalla, Escipión establece en un núcleo ibero-turdetano a sus soldados heridos, quedando así consolidado un puesto militar en una zona de alto valor estratégico para el proceso de ocupación de toda la ribera del Guadalquivir.
Este lugar también es elegido como residencia permanente por aquellos soldados romanos que, tras ser licenciados, deciden no volver a sus lugares de procedencia. Por ello, el asentamiento es llamado "Italica", primera ciudad con población romana que se establece en la Península Ibérica.
Así, ya desde su inicio, Itálica será favorecida en su desarrollo por esta doble característica: el valor estratégico de su enclave y el origen romano de sus fundadores, circunstancias ambas que permitirán a los italicenses una importante promoción social y política que les llevará hasta la ocupación de los más altos puestos del gobierno de Roma.

Precisamente por ello, no es un hecho casual que en Itálica naciera Marco Ulpio Trajano (53-117 d.C.), primer emperador procedente de una provincia romana.
Su sucesor Publio Aelio Adriano (76-138 d.C.) también pasó un periodo de su juventud en Itálica, ciudad de la que era originario su padre. Aunque nacido en Roma de padre italicense y madre gaditana, vino a Italica a los quince años, algunos después de que falleciera su padre (Publius Aelius Hadrianus Afer) y se hiciera cargo de su tutela el propio Trajano y el italicense Publio Acilio Atiano.
Adriano otorga a Italica el estatuto de "colonia" y, desde entonces, se llamará Colonia Aelia Augusta Italicensium, pasando a regirse por las leyes de la ciudad de Roma.
Arriba: Mosaico del Planetario.
Abajo: detalle del recinto termal del edificio de Neptuno:
El anfiteatro de Italica fue uno de los más notables del Imperio, tanto por sus dimensiones (los ejes del óvalo exterior miden 153 y 132 metros) como por su aforo, ya que tuvo una capacidad para unos 25.000 espectadores (cifra que superaba con creces la población total de la colonia):

Para disfrutar de una visita virtual de Itálica, hacer click en el siguiente enlace del magnífico trabajo del Colegio San Francisco de Paula de Sevilla: ITÁLICA: VISITA VIRTUAL